Header Ads

“Era imposible celebrar la misa con un niño inquieto”: Padre Fajid


El padre Fajid Álvarez Yacub, párroco de la capilla del cementerio San Miguel, entregó su versión sobre lo ocurrido con la señora Ofelia López, quien lo acusa de haberla sacado, con su hijo de dos años, de una misa que oficiaba el pasado martes en dicho templo.
"Era imposible celebrar la misa con un niño inquieto y le dije, tenga un poco de sentido común, llévalo a la parte de afuera pero en ningún momento he sido grosero", afirmó el sacerdote.
Agregó que "paré la misa y le dije varias veces que nos colaborara con el niño, que tenía una jugadera y una pitadera que era imposible seguir. Ni ella misma estaba concentrada", dijo.
Mencionó el presbítero que antes de empezar sus oficios religiosos siempre dice a las personas que apaguen los celulares, que no estén neceando las redes sociales, que el pin no interrumpa la concentración de la misa. Lo mismo hace con las personas que traen niños, a quienes pide que les colabore con el silencio.
Pero el padre Fajid fue más allá, "lo que pasa es que hay madres alcahuetas que no permiten que se les corrija a los hijos", dijo sobre el incidente con la señora Ofelia.
"Lo de antes de ayer fue bochornoso, me gustaría que la misma bulla que tiene el niño en misa, la tuviera cuando el papá se está viendo un partido del Barcelona contra el Real Madrid, a ver si no le van a pedir silencio".
Acerca de la acusación de que no deja entrar infantes a los oficios que realiza, el párroco del San Miguel sostuvo que "es mentira que no dejo entrar a niños a la misa, yo tengo a una persona que los entretiene haciendo dibujos y entran al momento de la paz, son papás que hacen que sus hijos se comporten bien en misa".
En la queja interpuesta por Ofelia López, madre del menor, esta manifestó que no entiende cómo un perro sí puede estar dentro de la iglesia y no su hijo.
El sacerdote indicó que el canino estaba dormido y no estaba interrumpiendo el servicio, razón por la cual no lo sacó de la capilla. Eventos Santa Marta. 





No hay comentarios.