1061 veces

Aunque pague 100 años, no hablo: Asesino de mujer en Cartagena

El 13 de junio de este 2018, el sonido de dos disparos alertaron a la comunidad de Daniel Lemaitre, y en especial a los pasajeros de un jeep colectivo en el que Orfelina Nieto Ramos, de 38 años, iba con dirección a su residencia en el barrio San Francisco.

En esa oportunidad, el asesino aprovechó la conmoción para escapar a pie tras cometer el homicidio. Ese día, según las primeras informaciones por parte de la policía, todo fue porque la mujer se opuso a un atraco.

Los uniformados explicaron que el hombre iba en el mismo colectivo en el que estaba como pasajera, en la silla delantera, Orfelina y que luego, cuando el vehículo iba a la altura de la Urbanización El Virrey, desenfundó un arma de fuego y le propinó dos balazos en la cabeza a Nieto Ramos, quien supuestamente opuso resistencia a entregar sus pertenencias, desatando la furia del ladrón.

Desde ese día, los investigadores de la Sijín iniciaron las indagaciones para dar con el paradero del responsable del homicidio. Ayer, casi cuatro meses después, las investigaciones en las que se recolectó material probatorio necesario les permitieron capturar a Leider Miranda Valdez, conocido como el Bola, de 19 años, quien sería el responsable de matar a Orfelina Nieto Ramos.

De acuerdo a las autoridades, esta persona logró escapar de la policía, cambiando su apariencia.

El presunto asesino se tinturó el cabello a rubio para “burlar a las autoridades y escapar”. Esto se estableció gracias a las cámaras de seguridad de los diferentes sectores y pruebas testimoniales; elementos que permitieron además conocer el modus operandi de la persona señalada como presunta responsable.

ANALIZÓ SUS MOVIMIENTOS

Las investigaciones arrojaron que el capturado es una persona dedicada al hurto y que en esa oportunidad le llamó la atención los movimientos financieros que hizo Orfelina, quien laboraba en una reconocida empresa de la ciudad.

De acuerdo a la policía, el Bola la marcó desde que inició las transacciones en el banco y posteriormente la siguió incluso cuando ella se subió al colectivo para ir a su casa. Al llegar al sitio mencionado, el hombre habría sacado un arma y tras la fallida intimidación a su víctima la atacó a balazos. Luego huyó.

Es de importancia recalcar, que la víctima llevaba en su bolso, la suma de $200 mil que eran de su propiedad y no la cantidad que el sindicado creía.

CAMBIABA DE DOMICILIO

Desde el día del asesinato, el indiciado supuestamente se mudaba a cada rato a diferentes lugares del barrio El Socorro y en Villa Rosita. Incluso, dice la policía, llegó hasta Tierrabomba para lograr su objetivo. Sin embargo, fue capturado hace aproximadamente 10 días. Durante el operativo se le halló un arma de fuego por lo que también se le sindica de porte y tráfico ilegal de arma de fuego, delito por el que ya había estado preso anteriormente. Por el caso de Orfelina, debe responder por los cargos de homicidio agravado y tentativa de hurto. Tras las audiencias preliminares, el Bola fue cobijado con medida de aseguramiento intramural en la cárcel de Ternera.

NO QUIERE COLABORAR

De manera extraoficial se conoció que el capturado no ha querido colaborar con la Policía y supuestamente ha afirmado: “Aunque pague 100 años, no voy a hablar”.

A pesar de esto, los parientes de la víctima mortal esperan que se haga justicia tras la muerte y que se permita esclarecer cuáles fueron las razones del asesinato.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *